03/05/2018

Morir (literalmente) por conseguir el selfie perfecto

EN > noticias

Estamos en la era del "no puedo vivir sin mi smatphone", del Instagram y de "si no lo cuentas es que no lo has vivido". Pintamos nuestros momentos con el filtro más adecuado y los compartimos con todos en las redes sociales. El selfie es el rey en esta ventana abierta a nuestras vidas, no hay evento que se precie que no sea inmortalizado por sus asistentes con una autofoto. Pero, ¿hasta dónde somos capaces de llegar para conseguir el selfie perfecto? Pues, atendiendo a las estadísticas, hasta la misma muerte. Y no, no exageramos. Lo explicamos con datos.

Según la organización Priceonomics, entre 2014 y enero de 2016 murieron en todo el mundo 49 personas mientras se hacían un selfie. El 40% de las muertes (19) se produjeron en la India, país que encabeza el ránking, seguido de Rusia (7), Estados Unidos (5) y España (4). Nuestro país se sitúa como el segundo con más muertes por selfies en relación a su población.

Ver más en: https://www.20minutos.es/gonzoo/noticia/selfies-mortales-muerte-tras-foto-3292945/0/#xtor=AD-15&xts=467263
Según la organización Priceonomics, entre 2014 y enero de 2016 murieron en todo el mundo 49 personas mientras se hacían un selfie. El 40% de las muertes (19) se produjeron en la India, país que encabeza el ránking, seguido de Rusia (7), Estados Unidos (5) y España (4). Nuestro país se sitúa como el segundo con más muertes por selfies en relación a su población.

Ver más en: https://www.20minutos.es/gonzoo/noticia/selfies-mortales-muerte-tras-foto-3292945/0/#xtor=AD-15&xts=467263

Según la organización experta en estudios estadísticos para marketing Priceonomics, entre 2014 y 2016, casi 50 personas murieron en el mundo mientras se hacían un selfie. En un año se producen más difunciones por tomar autofotos que por ataques de tiburones o por accidentes subiendo el Everest. España es el segundo país con más fallecimientos por esta causa en relación con su población. La media de edad de las víctimas son 21 años y un 75% de ellas son hombres. Y es que, según las encuentas, un 30% de las imágenes tomadas entre los 20 y los 24 años son selfies. Y aunque las mujeres suelen fotografiarse más a sí mismas, está claro que los hombres tienden a arriesgarse más cuando lo hacen.

El peligro de hacerse un selfie a cualquier precio

La mayor parte de las desgracias ocurridas como consecuencia de un selfie peligroso ocurren en las alturas, ya sea en un edificio o en una montaña. Y es que parece que, además de la moda de las autofotos, hay una nueva tendencia en la que se busca conseguir la toma más arriesgada posible. Hay incluso personas que se han hecho famosas por hacerse constantemente fotografías de este tipo.

 

 

Pero, por supuesto, no podemos culpar a la fotografía de los accidentes con fatales consecuencias a raiz de un selfie: ninguno de los afectados fue golpeado por un palo selfie o similar aunque, desde luego, la toma de la foto supone una distracción mortal.

¿Y que hacer para evitar más desgracias como éstas?Pues tener en cuenta que la mayoría de las personas que toman estos riesgos para conseguir la mejor autofoto lo hacen impulsadas por las redes sociales, el deseo de conseguir más seguidores y los ánimos de estos a ir más allá en sus desafíos. No hay más que echar un vistazo a las redes sociales de alguno de los protagonistas de las fatales noticias de muertes.Andrey Retrovsky, un joven de 17 años que murió haciéndose un selfie en un edificio de 9 pisos en Rusia, tiene su cuenta de Instagram llena de comentarios alentadores de sus fans: "¡Sigue haciéndote más loco, hermano!"; "Luego, prueba un rascacielos"; "Si subes más alto, será más sexy;)".

La fama es efímera pero la vida no tanto, y vale la pena tomarse algunas cautelas para conservarla por muchos años. Así que, selfies sí, pero con cuidado :-).

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestrapolítica de cookies. Aceptar